Etiquetas: Luiz Inacio Lula da Silva


PT registra a Lula da Silva como su candidato a presidencia en Brasil

Río de Janeiro, 15 de agosto/Notimex. Con el respaldo en Brasilia de diez mil seguidores, el Partido de los Trabajadores (PT) inscribió a Luiz Inacio Lula da Silva como su candidato a las elecciones de octubre, quien está en prisión, por lo que persisten las dudas sobre si podrá participar efectivamente en los comicios.

Diez mil miembros del Movimiento de Trabajadores Rurales Sin Tierra, activistas de izquierda y miembros del PT marcharon este miércoles en Brasilia, para mostrar la fuerza popular del candidato favorito en las encuestas, pero cuyos problemas judiciales podrían dejarle fuera de los comicios.

La senadora y presidenta del PT, Gleisi Hoffmann, quien en los últimos meses visitó decenas de veces a Lula da Silva en prisión para poner en marcha la estrategia electoral del partido, realizó el registro oficial de la candidatura en el último día de plazo.

A las puertas del Tribunal Superior Electoral (TSE), miles de seguidores de Lula, vestidos de rojo, gritaron consignas a favor del exmandatario, que cumple una condena de 12 años y un mes de cárcel por corrupción y lavado de dinero.

Sin posibilidad de salir hasta ahora de prisión, donde está desde el 7 de abril, Lula da Silva envió una carta que fue leída ante los manifestantes por el candidato a vicepresidente, Fernando Haddad, exalcalde de Sao Paulo y posible candidato del PT a la jefatura del Estado si el exsindicalista es inhabilitado.

En ella, Lula da Silva, reiteró que es “víctima de una caza judicial que ya quedó registrada en la historia”, y prometió que “puede hacer mucho para sacar a Brasil de una de las peores crisis”.

“No quiero favor, quiero justicia. No cambio mi dignidad por mi libertad”, dijo el exsindicalista, que ya gobernó la mayor economía de América Latina de 2003 a 2010.

Empieza ahora un proceso jurídico que, en las próximas semanas, debe esclarecer el mayor interrogante que planea en las cruciales elecciones: ¿puede o no Lula da Silva. líder en las encuestas pero condenado y encarcelado, ser candidato?

Algunos miembros del TSE, que tiene la última palabra en cuestiones electorales, ya señaló que la ley en Brasil establece que un condenado en segunda instancia está inhabilitado por ocho años, pero los abogados de Lula da Silva creen que existen posibilidades.

A juicio de la defensa de Lula, hubo irregularidades en el proceso judicial que le condenó a 12 años y un mes de cárcel, pero también evocan el antecedente de los comicios de 2016, cuando más de 140 alcaldes brasileños pudieron hacer campaña aunque tuvieran los registros invalidados.

Es probable que, tras la publicación de la lista oficial de candidatos por la Justicia electoral en las próximas 24 horas, partidos políticos y la propia Fiscalía brasileña presenten de inmediato acciones legales pidiendo la impugnación de la candidatura de Lula da Silva.

La Justicia electoral tiene hasta el 17 de septiembre para decidir si acepta o no a Lula da Silva como candidato, pero otro punto crucial es conocer si el exmandatario tendrá derecho a participar en debates televisivos o siquiera a aparecer en la propaganda oficial del PT.

Los sondeos le siguen atribuyendo una ventaja amplia: una encuesta del Instituto Paraná publicada este miércoles muestra que el exsindicalista lidera la intención de voto con 31 por ciento, por 22 del exmilitar y diputado de extrema derecha Jair Bolsonaro.

Responsive image
0:00
0:00

Lula da Silva podría presentar nuevo recurso a Corte suprema de Brasil

Río de Janeiro, 08 de agosto/Notimex. La máxima corte de Brasil tramitó hoy la desistencia de Luiz Inacio Lula da Silva de un recurso en el que pedía su puesta en libertad, y que debía ser analizado por los 11 jueces del plenario, pero podría presentar otro para que sea debatido sólo por cinco de los jueces.

El grupo de jueces que analizaría el nuevo recurso es considerado más proclive a determinar la libertad del exmandatario

Encarcelado desde el 7 de abril, Lula da Silva estima que hubo irregularidades en su proceso judicial en el que fue condenado a 12 años y un mes por corrupción, y sus abogados estudian desde hace semanas cómo lograr que la máxima instancia judicial del país lo deje en libertad al menos hasta que la sentencia sea en firme.

La cuestión central, con todo, es que al analizar el “caso Lula” la corte suprema podría también pronunciarse sobre si el exmandatario es o no “elegible” en las elecciones presidenciales de octubre próximo y, por lo tanto, si puede o no presentarse como candidato del Partido de los Trabajadores (PT).

Con cerca de un tercio de las intenciones de voto, Lula da Silva lidera los sondeos de cara a las elecciones de octubre de Brasil, consideradas de las más inciertas de los últimos años porque, a menos de dos meses de la primera ronda, no está claro si el exsindicalista podrá participar.

Por ello, los abogados de Lula da Silva retiraron el martes el recurso a la Corte suprema, proceso que fue validado este miércoles, pero podrían presentar uno nuevo, con el objetivo de que no sea el plenario, sino uno de los dos grupos del máximo juzgado el que lo analice.

Ello porque los abogados de Lula da Silva estiman que, de esta forma, el exmandatario tendría más opciones de obtener una resolución favorable, ya que algunos de los cinco jueces que componen el grupo fueron incluso nombrados por el exsindicalista durante sus dos mandatos (2003-2010).

Responsive image
0:00
0:00

Partido de los Trabajadores prepara escenario para elecciones sin Lula

Río de Janeiro, 06 de agosto/Notimex. El Partido de los Trabajadores (PT) nombró al exalcalde de Sao Paulo, Fernando Haddad, como “número dos” de la candidatura presidencial y, si se confirma la inhabilitación del exmandatario de Luiz Inacio Lula da Silva, el candidato emergente de la izquierda se convertiría en uno de los favoritos.

Esta semana es crucial para que Lula da Silva -encarcelado desde el 7 de abril pasado- conozca sus posibilidades de salir de prisión, pues la Corte Suprema podría pronunciarse sobre un recurso presentado en junio por los abogados del exmandatario para que sea puesto en libertad o, al menos, en prisión domiciliaria.

El PT, que perdió el poder en Brasil tras 13 años con el juicio político a Dilma Rousseff, asegura que el expresidente es su único candidato, pero si éste es inhabilitado por la Justicia electoral, como previsiblemente podría suceder por su condena a 12 años y un mes por corrupción y lavado de dinero, Haddad sería el “número uno” de la izquierda.

En ese caso, según fuentes de la formación brasileña, la candidata del Partido Comunista de Brasil, Manuela d’Ávila, una periodista de 36 años, sería la oficializada como aspirante a la vicepresidencia, pues en Brasil las candidaturas a la jefatura del Estado deben contar con dos miembros.

A pesar de llevar más de 100 días en prisión, Lula da Silva lidera con un 30 por ciento la intención de voto y sería elegido presidente de Brasil por tercera vez si la votación de octubre confirma los datos que las encuestas reflejan desde hace meses.

Sin embargo, no está claro cuál sería el apoyo a Haddad –un académico de 55 años con menos carisma que el exsindicalista-, ya que este hombre de origen libanés no logró reelegirse en 2016 como alcalde de Sao Paulo y perdió en primera ronda con un desconocido, el empresario Joao Doria.

Responsive image
0:00
0:00

Supremo de Brasil analizaría libertad de Lula da Silva próxima semana

Río de Janeiro, 01 de agosto/Notimex. El juez Edson Fachin, de la Corte Suprema de Brasil que tramita los casos de la Operación Lava Jato, estimó que la institución podría analizar la próxima semana el recurso de libertad presentado por los abogados del expresidente Luiz Inacio Lula da Silva.

El anuncio ocurre en vísperas de que concluya el plazo para que Lula pueda inscribir su candidatura a las elecciones presidenciales de octubre próximo.

Fachin pidió “celeridad” en el caso, y señaló que la mayor instancia judicial del país decidirá sobre la libertad de Lula da Silva, encarcelado desde el día 07 de abril pasado, antes del 15 de agosto, cuando vence el plazo de registro de candidaturas.

Compuesto por 11 jueces, algunos de ellos nombrados por el propio Lula da Silva cuando fue presidente (2003-2010), el tribunal supremo brasileño está dividido acerca de los recursos presentados por el exmandatario.

La jurisprudencia brasileña no es totalmente conclusiva sobre si un condenado en segundo grado debe cumplir la pena o puede esperar en libertad a que la sentencia sea firme.

Lula da Silva, de 72 años y víctima de un cáncer superado en 2012, lidera las encuestas desde hace meses para los comicios de octubre próximo, con un 30 por ciento de la población que dice querer votarle para un tercer mandato.

Aunque puede ser puesto en libertad o en arresto domiciliario, Lula da Silva aún deberá convencer a la justicia electoral de que no está inhabilitado por una ley que él mismo aprobó cuando era jefe del Estado.

Se trata de la Ley de Ficha, que establece que, con el fin de combatir la corrupción, los condenados por tribunales colegiados de segunda instancia quedan inhabilitados por un período de ocho años.

El presidente del Tribunal Superior Electoral (TSE) de Brasil, Luiz Fux, magistrado también de la Corte Suprema, dijo el martes y reiteró este miércoles que, a su entender, el exsindicalista no podría participar en los comicios por su condena a 12 años y un mes, por corrupción y lavado de dinero.

Los abogados del expresidente, que denuncia una persecución judicial con tintes políticos, aseguran que pueden suspender la “inelegibilidad” de Lula da Silva judicialmente porque hubo, según ellos, irregularidades en el proceso de apelación.

Responsive image
0:00
0:00

Recurso para excarcelar a Lula da Silva divide a Corte Suprema de Brasil

Río de Janeiro, 29 de junio/Notimex. Los 11 jueces del Supremo Tribunal Federal de Brasil están divididos ante el recurso presentado por Luiz Inacio Lula da Silva para pedir su libertad provisional, y deberán decidir en las próxima semanas el futuro del político que lidera todas los sondeos para las elecciones presidenciales.

Los abogados del expresidente presentaron la semana pasada un recurso al Supremo Tribunal Federal (STF) argumentando que hubo parcialidad en la primera y segunda instancia que condenaron a Lula da Silva por corrupción y lavado de dinero, y por lo tanto piden su libertad hasta que la sentencia sea en firme.

Sin embargo, el juez de la Corte Suprema, Edson Fachin, que tramita los casos de la Operación Lava Jato –en el marco de la cual Lula da Silva fue condenado y es investigado en media docena de causas-, estimó que el recurso no procedía y lo rechazó.

Los abogados volvieron a recurrir y pidieron que fuera una decisión colegiada, y no individual, ante lo que Fachin reaccionó llevando el caso al plenario del STF, compuesto por 11 jueces y que en los últimos años tuvo que resolver cuestiones de gran magnitud para el país, como el impeachment (juicio político) de Dilma Rousseff.

Esta semana, sin embargo, una decisión de uno de los dos grupos de la Corte suprema, compuesta por cinco de los jueces, indicó que la jurisdicción imperante –que prevé la posibilidad de encarcelar a un condenado en segunda instancia- podría cambiar.

Ello porque el exministro y mano derecha de Lula da Silva, José Dirceu, condenado a en mayo a 30 años y nueve meses de cárcel por corrupción, lavado de dinero y asociación ilícita por la segunda instancia, fue puesto en libertad de manera sorpresiva tras un recurso, al considerar tres de los cinco jueces que podía permanecer en libertad hasta que la sentencia sea en firme.

Incluso el expresidente de la Cámara Baja, Eduardo Cunha, encarcelado y condenado en numerosas causas por corrupción y lavado de dinero, recibió una decisión favorable por parte de uno de los jueces de la Corte suprema que ordenó su liberación.

Así, los abogados de Lula da Silva percibieron que hay una oportunidad en el STF para que el exmandatario, encarcelado desde el 7 de abri pasado, salga de prisión, y en los últimos dos días presentaron tres recursos.

La prensa brasileña y los analistas políticos y jurídicos llevan días debatiendo el tema, nada banal para un país que desde 2014 ha visto cómo diputados, ministros, senadores y decenas de influyentes hombres de negocios eran arrestados, imputados y condenados en el marco de la Operación Lava Jato.

Las declaraciones de los magistrados y sus actuaciones en las últimas semanas muestran que los 11 jueces del STF de Brasil están divididos sobre un tema clave para un país que celebra elecciones presidenciales en octubre próximo.

Los jueces deberán decidir entre: ordenar la libertad provisional de Lula da Silva, o atenerse a una jurisprudencia más severa, rechazar su salida e impedir que participe en los próximo comicios presidenciales, aunque un 33 por ciento de los electores tiene la intención de votar de nuevo por él, según los sondeos.

Las especulaciones crecen porque en julio el poder judicial toma vacaciones y la cuestión podría resolverse apenas en agosto, mes en que cierra el plazo para inscribir las candidaturas a las elecciones, en las que hasta hoy no está claro si podrá participar Lula da Silva, de 72 años y sobreviviente a un cáncer en 2012.

Responsive image
0:00
0:00

Sondeo indica liderazgo de Lula da Silva en elecciones de octubre

Río de Janeiro, 28 de junio/Notimex. El expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, encarcelado desde el 7 de abril pasado, sigue liderando la intención de voto para las elecciones de octubre próximo, según un sondeo publicado este jueves que vuelve a señalar que su popularidad sigue intacta pese a sus problemas con la Justicia.

Condenado por corrupción y lavado de dinero a 12 años y un mes de cárcel en el marco de la Operación Lava Jato, Lula da Silva tiene el 33 por ciento de los apoyos y vencería al resto de candidatos en la primera y segunda vuelta de los comicios, según la encuesta realizada por la Confederación Nacional de Industria (CNI) del país.

El estudio, cuyo resultado es similar a otros publicados en las últimas semanas, indica que el segundo candidato con mayor intención de voto es el exmilitar y diputado Jair Bolsonaro, político de extrema derecha y con posiciones polémicas en cuestiones como los derechos de homosexuales, indígenas y clases sociales bajas.

La encuesta, con un margen de error de dos puntos, atribuye a Bolsonaro un 15 por ciento de la preferencia electoral.

La tercera es la candidata ecologista Marina Silva, que ya estuvo a punto de llegar a la segunda ronda en 2014, y tendría un 7.0 por ciento de la intención del voto.

Sin embargo, si Lula da Silva es inhabilitado –posibilidad real, pues fue condenado y la ley brasileña impide que sea electo-, Bolsonaro y Silva tendrían 17 y 13 por ciento de la preferencia, respectivamente, lo que indica un empate entre ambos candidatos.

La encuesta, que se publica a poco más de cuatro meses de la primera ronda de los comicios (7 de octubre), se produce en plena batalla judicial de Lula da Silva por conseguir ser excarcelado por la Corte Suprema.

Este jueves los abogados del expresidente presentaron un requerimiento a la Corte Suprema para que uno de los dos grupos de magistrados de la máxima instancia judicial analice un recurso pendiente en el que Lula da Silva pide ser puesto en libertad hasta que su sentencia por corrupción sea en firme y sin opción a recurso.

El sondeo de este jueves también mostró la bajísima popularidad del presidente Michel Temer, que con apenas 4 por ciento de aprobación y 79 por ciento de rechazo es uno de los mandatarios menos populares de la historia de Brasil.

Azotado por escándalos de corrupción que le afectan a él y a varios miembros de su gabinete, y con una economía ralentizada, Temer tiene la menor popularidad de un presidente desde 1986, cuando comenzaron a hacerse estas mediciones en el país.

Responsive image
0:00
0:00

Corte suprema de Brasil analizará en agosto recurso de Lula da Silva

Río de Janeiro, 26 de junio/Notimex. El recurso presentado por el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva a la Corte suprema de Brasil para obtener la libertad hasta que su condena sea en firme, solo será analizado por la máxima instancia judicial en agosto, lo que complica aún más su aspiración a participar en los comicios de octubre.

Encarcelado desde el 7 de abril tras ser condenado a 12 años y un mes por corrupción y lavado de dinero, Luiz Inácio Lula da Silva había pedido a la Corte suprema que analizara un recurso para permitir su excarcelación hasta que su caso –juzgado en primera y segunda instancia- llegara al tribunal.

Los abogados del expresidente, que lidera todas las encuestas para las elecciones de octubre, alegaron para justificar el pedido que hubo parcialidad en el juicio que le condenó, por lo que instaron a que se suspendiera preventivamente la ejecución de la pena.

El Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil había marcado para este martes la sesión de análisis, pero uno de los 11 jueces de la Corte, Edson Fachin, desestimó el recurso, primero, y luego indicó que lo llevará al plenario, como suele suceder con casos de gran magnitud, como éste.

Como el Ministerio Público tiene 15 días para manifestarse sobre el pedido de los abogados de Lula da Silva y en julio el poder judicial interrumpe las actividades por vacaciones, ello supone que solo será en agosto cuando la Corte analice la cuestión.

La demora supone un inconveniente para Lula da Silva y el Partido de los Trabajadores (PT), pues el día 15 de agosto finaliza el plazo para inscribir candidaturas electorales para los comicios de octubre, y la Corte aún no se manifestó sobre si el expresidente está inhabilitado por la condena a participar en las elecciones.

Lula da Silva fue condenado a 12 años y un mes de cárcel por corrupción y lavado de dinero y está encarcelado en una celda de la sede de la policía federal en Curitiba, ciudad al sur de Brasil, tras ser hallado culpable por un tribunal de segunda instancia.

Sin embargo, el exmandatario alega que es inocente y atribuye a las instancias judiciales de la Operación Lava Jato de querer excluirle de las elecciones de octubre, en las que lidera la intención de voto holgadamente, por medio de una condena judicial.

Presidente de Brasil por dos mandatos (2003-2010), Lula da Silva fue condenado por beneficiarse de un departamento de tres plantas en la localidad costera de Guarujá, en el litoral de Sao Paulo, a cambio de favores políticos a la constructora OAS, mientras tiene media docena de casos pendientes.

Responsive image
0:00
0:00

Lula pide libertad o prisión domiciliar a Corte Suprema de Brasil

Río de Janeiro, 22 de junio/Notimex. El expresidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva, encarcelado desde abril pasado, pidió a la Corte Suprema que le conceda la libertad o, al menos, la prisión domiciliar, en un recurso que será analizado durante una crucial sesión judicial que se realizará la semana próxima.

Los abogados del exmandatario alegan que hubo parcialidad en el juicio que condenó a Lula da Silva, y argumentan que su puesta en libertad hasta que el caso tenga una sentencia en firme “no causará ningún daño” a la sociedad.

Por ello, piden que se suspenda preventivamente la ejecución de la pena de 12 años de prisión, lo que provocaría su salida de la cárcel, y también requieren que se suspenda la inhabilitación política de Lula da Silva por su condena, con el fin de que pueda participar en los comicios de octubre de 2018.

Lula da Silva está encarcelado desde el 7 de abril pasado, tras ser condenado a 12 años y un mes por corrupción y lavado de dinero, sin embargo el exmandatario lidera todas las encuestas de intención del voto para las elecciones presidenciales de octubre. 

Los abogados del politico brasileño también presentaron otro pedido para que los jueces de la Corte Suprema valoren, al menos, la posibilidad de la prisión domiciliar o el uso de medidas cautelares como una tobillera electrónica para monitorear sus movimientos.

La máxima instancia judicial de Brasil analizará el martes próximo los recursos en una crucial sesión en la que, de nuevo, el país sudamericano seguirá en directo el destino de su exmandatario.

Lula da Silva está encarcelado en una celda de la sede de la policía federal en Curitiba, ciudad al sur de Brasil, tras ser hallado culpable por un tribunal de segunda instancia.

El exmandatario alega que es inocente y atribuye a las instancias judiciales de la Operación Lava Jato de querer excluirle de las elecciones de octubre próximo por medio de una condena judicial.

Su excarcelación o incluso la prisión domiciliar podrían tener un impacto en las elecciones de octubre, en las que parte como gran favorito con cerca de un 30 por ciento de los votos, pero con la amenaza de ser inhabilitado por los problemas con la Justicia.

Presidente de Brasil por dos mandatos (2003-2010), Lula da Silva fue condenado por beneficiarse de un departamento de tres plantas en la localidad costera de Guarujá, en el litoral de Sao Paulo, a cambio de favores políticos a la constructora OAS, mientras tiene media docena de casos pendientes.

Responsive image
0:00
0:00

Lula encabeza sondeos, pero sin su participación voto nulo aumentaría

 

Río de Janeiro, de 15 de junio/Notimex. Luiz Inacio Lula da Silva, encarcelado desde el 7 de abril pasado, sigue liderando con 30 por ciento la intención del voto de cara a las elecciones Presidenciales de octubre, pero si es inhabilitado para participar en los comicios los votos nulos podrían llegar al 30 por ciento, según sondeos.

El Instituto Ipesp realizó para el banco de inversión brasileño XP una encuesta la cual mostró que el exmandatario tiene el 29 por ciento de los apoyos para las elecciones Presidenciales de Brasil de octubre próximo, en las que Lula da Silva aspira a ganar para un tercer mandato.

La consulta reveló que el candidato de extrema derecha, Jair Bolsonaro, tiene el 19 por ciento de la intención del voto, y la ecologista Marina Silva, que creció en las últimas semanas en los sondeos, tiene el 10 por ciento.

Así, el expresidente brasileño, condenado a 12 años y un mes de cárcel por corrupción y lavado de dinero, confirma que mantiene una amplia ventaja no sólo para el primer turno de los comicios de octubre, sino también para el segundo, en el que –si no es inhabilitado por problemas judiciales- se impondría a todos los candidatos.

En caso de que Lula da Silva quede fuera de los comicios por haber sido condenado por la Justicia en segunda instancia, el segundo turno más probable sería entre Bolsonaro y Silva, que se anotarían un empate técnico con 38 y 34 por ciento de los votos, de manera respectiva, según las encuestas.

El sondeo, realizado entre el 11 y 13 de junio con una muestra de mil entrevistados y un margen de error del 4-5 por ciento, reveló una alta abstención y los votos en blanco o nulos en caso de que Lula da Silva no sea candidato presidencial, con cerca de un tercio del electorado que asegura que podría no votar por ningún candidato.

Responsive image
0:00
0:00

Juez devuelve a Lula da Silva beneficios de expresidentes de Brasil

Río de Janeiro, 29 de mayo/Notimex. Un juez brasileño ordenó devolver a Luiz Inácio Lula da Silva los beneficios que corresponden a los expresidentes de Brasil, revirtiendo así una decisión anterior de un tribunal menor que retiró al exmandatario conductores, asesores y seguridad tras ser encarcelado por corrupción.

El Tribunal Regional Federal de la Tercera Región de Brasil dio la razón a la defensa de Lula da Silva, que impugnó la sentencia de un juzgado de primera instancia, y devolvió al exmandatario prerrogativas como dos choferes, dos asesores y cuatro miembros del equipo de seguridad, además de tres autos oficiales.

La controvertida decisión de retirar a Lula los beneficios previstos en la ley se debía a una acción popular que pidió quitarle las prerrogativas tras ser condenado por corrupción y lavado de dinero a 12 años y un mes de cárcel.

Presidente de Brasil por dos mandatos (2003-2010), Lula da Silva fue condenado y encarcelado el 07 de abril, acusado de beneficiarse de un departamento de tres plantas en la localidad costera de Guarujá, en el litoral de Sao Paulo, a cambio de favores políticos a la constructora OAS.

Responsive image
0:00
0:00