Etiquetas: Raúl Castro


Pretenden procesar a Raúl Castro por derribo de avionetas en 1996

Pablo Tonini. (Corresponsal). Miami, 11 de junio/Notimex. El jurista mexicano René Bolio, presidente de la Comisión Internacional de Justicia para Cuba (CIJC), dijo que existe una “presión política seria” para que el presidente Donald Trump ponga en marcha mecanismos legales para enjuiciar al expresidente cubano, Raúl Castro.

La CIJC ha propuesto que se utilice la Ley Helms Burton o Ley de la Libertad Cubana para que Castro responda por el derribo de avionetas del grupo de exiliados Hermanos al Rescate en 1996, en aguas internacionales del estrecho de Florida, en el que murieron cuatro pilotos.

“Tenemos el apoyo de varios congresistas que se han sumado con una presión política seria, como el senador Marco Rubio, el congresista Mario Díaz Balart y el gobernador de Florida, Rick Scott”, dijo Bolio a Notimex

La CIJC es una organización no gubernamental creada en 2017 para fiscalizar los crímenes de lesa humanidad del régimen castrista.

Bolio, quien desde que trabajaba en las juventudes del Partido Acción Nacional (PAN) en 1994 comenzó a colaborar con el Directorio Democrático Cubano ayudando desde México a presos políticos cubanos, aseguró que el momento actual “es muy oportuno” para lograr este enjuiciamiento.

“Creo que es una decisión que puede convenir hacerla pronto al presidente Trump y que el Ejecutivo ordene que se constituya un juez y se inicie el proceso”, explicó el jurista.

“Ya no está Fidel Castro, ya no está Barack Obama y no está Hugo Chávez, son una serie de cosas que permiten pensar en ello”, agregó el jurista.

La CIJC considera a Raúl Castro autor intelectual de crímenes de lesa humanidad. En febrero pasado anunció una lista de otros 42 funcionarios cubanos a los que se acusa de delitos y violaciones de derechos humanos.

La lista fue entregada a los departamentos de Estado, del Tesoro y de Justicia de Estados Unidos para impedir el acceso a este país de dichas personas, así como congelar sus cuentas bancarias.

Algunos funcionarios del régimen cubano están en la lista por el naufragio del remolcador 13 de Marzo, que según testigos fue hundido por autoridades cubanas con mangueras de agua a presión que embistieron la embaración que huía de Cuba con 72 personas a bordo.

La tragedia dejó 41 muertos, de los cuales 10 eran menores de edad en 1994.

Pero Bolio aseguró que en este momento están enfocados en el caso del derribo de las avionetas de Hermanos al Rescate, porque es el más avanzado.

En la víspera, exiliados cubanos de varias organizaciones en Miami convocados por la Asamblea de la Resistencia Cubana se reunieron en las afueras del restaurante Versalles para recoger firmas y presentarlas en la Casa Blanca, con el fin de pedir que se lleve el caso de Hermanos al Rescate a un tribunal internacional.

Bolio aseguró que tienen el caso bien documentado, ya que hay prácticamente una confesión de estos crímenes con las grabaciones de los pilotos castrenses que los derribaron.

“Fidel Castro ya no está y en la línea de mando el que sigue es  Raúl Castro y hoy ya no es el jefe del Estado y ha perdido la inmunidad diplomática por lo que puede ser sujeto a este proceso”, subrayó Bolio.

El jurista aseguró que están buscando que el proceso se lleve a cabo en un juzgado federal en Estados Unidos porque tres de los muertos eran ciudadanos estadunidenses y si bien sería un juicio en ausencia, este le enviaría el mensaje a otros funcionarios del régimen.

Bolio citó como un antecedente similar el proceso al que fue sometido Augusto Pinochet por el juez de la Audiencia Nacional de España, Baltasar Garzón, por delitos de genocidio y desaparición de personas ocurridos en Chile durante el régimen militar (1973-1990).

Responsive image
0:00
0:00

Comisión de Justicia para Cuba pide enjuiciar a Raúl Castro

Miami, 01 de mayo/Notimex. La Comisión Internacional de Justicia para Cuba (CIJC) pidió al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, llevar ante la justicia a Raúl Castro, tras perder su inmunidad diplomática como mandatario cubano.

El presidente de la CIJC, René Bolio, propuso utilizar la Ley Helms Burton o Ley de la Libertad Cubana para que Castro responda por el derribo de avionetas del grupo de exiliados Hermanos al Rescate en 1996, en aguas internacionales del estrecho de Florida.

La CIJC es una organización no gubernamental creada en 2017 para fiscalizar los crímenes de lesa humanidad del régimen castrista.

“Pedimos al presidente Trump que, en uso de las facultades que se le solicitaron con la Ley Libertad, ordene la captura de Raúl Castro y que se le pueda juzgar por al menos el primer crimen que está claramente evidenciado”, señaló Bolio.

La Comisión considera a Raúl Castro autor intelectual de crímenes de lesa humanidad. En febrero pasado anunció una lista de otros 42 funcionarios cubanos a los que se acusa de delitos y violaciones de derechos humanos.

La lista fue entregada a los departamento de Estado, del Tesoro y de Justicia para impedir el acceso a este país de dichas personas, así como congelar sus cuentas bancarias y fincar procesos legales en tribunales de este país o internacionales.

Responsive image
0:00
0:00

Díaz-Canel asume presidencia de Cuba en sustitución de Raúl Castro

La Habana, 19 de abril/Notimex. Miguel Díaz-Canel asumió hoy el cargo de presidente de Cuba en sustitución de Raúl Castro, luego de ser elegido para un mandato de cinco años, en un relevo histórico en la isla tras casi 60 años de poder de los hermanos Castro.

“Desde este momento usted es el nuevo presidente de los Consejos de Estado y de Ministros de la República de Cuba”, señaló el presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular (Parlamento), Esteban Lazo.

Lazo también invitó al hasta hoy presidente del país, el diputado y primer secretario del Partido Comunista de Cuba, Raúl Castro, a subir al estrado junto con Díaz-Canel.

Raúl Castro y Díaz-Canel Bermúdez se dieron un abrazo como símbolo de la continuidad del proceso revolucionario iniciado el 01 de enero de 1959.

La presidenta de la Comisión Electoral Nacional, Alina Balseiro, anunció que Díaz-Canel recibió la víspera el apoyo casi unánime de la Asamblea Nacional del Poder Popular (99.83 por ciento de los votos).

Díaz-Canel, un ingeniero electrónico quien justo mañana viernes cumple 58 años de edad, fue preparado por el Partido Comunista para dirigir los destinos de Cuba.

Los diputados eligieron además en la sesión constitutiva a Salvador Valdés Mesa como primer vicepresidente y como vicepresidentes a Ramiro Valdés, Roberto Tomás Morales Ojeda, Gladys María Bejerano Portela, Inés María Chapman y Beatriz Jhonson, mientras Homero Acosto continuó como secretario del Consejo de Estado.

Responsive image
0:00
0:00

Cuba experimenta cambio generacional, pero acota poder presidencial

Verónica Rodríguez. (Especial). México, 18 de abril/Notimex. A casi 60 años del triunfo de su revolución, Cuba experimenta una renovación generacional con la elección de un nuevo presidente a partir de este jueves, aunque éste tendrá que seguir los lineamientos que marque el Partido Comunista, que estará dirigido por Raúl Castro.

Cuba tendrá una nueva cara a partir de la fecha luego que los diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular elijan por voto directo a los miembros del Consejo de Estado y luego de entre éstos a su presidente, quien por ley también presidirá el Consejo de Ministros, que es el órgano que ejecuta.

La elección en sí misma es histórica ya que se habrá de elegir a un político que por primera vez no será una figura histórica como los hermanos Fidel y Raúl Castro Ruz o que pertenezca a la vieja guardia militar, pero que tampoco será la primera figura del Partido Comunista, que dirige el ejercicio del gobierno.

“Lo novedoso de este proceso es que ahora Raúl Castro y un grupo de miembros históricos permanecerán en la cúpula de poder y el nuevo presidente de los consejos habrá de seguir sus pasos”, dijo Carlos Rodríguez Arechavaleta, del Departamento de Estudios Internacionales de la Universidad Iberoamericana.

La votación para elegir a quien asumirá la Presidencia de los consejos de Estado y de Ministros, así como su primer vicepresidente, vicepresidentes, y demás miembros, es el último paso de un proceso que comenzó en noviembre de 2017, cuando fueron electos los representantes de las Asambleas Municipales.

Después, en marzo de este año, fueron renovadas las Asambleas Provinciales y la Asamblea Nacional del Poder Popular, para las cuales todas las candidaturas fueron seleccionadas y filtradas desde las circunscripciones por la Comisión Nacional de Candidaturas.

El proceso ha sido “muy funcional por décadas para garantizar la cohesión y las lealtades a la cúpula de poder en Cuba -que goza de una legitimidad histórica-, para lograr un voto unido que garantice la continuidad del proyecto”, explicó el profesor Rodríguez Arechavaleta.

Solo de entre los diputados de la Asamblea Nacional pueden surgir el presidente y ya que entre ellos no está el coronel Alejandro Castro Espín -primogénito de Raúl- y hasta ahora jefe de inteligencia, la atención se centra en el primer vicepresidente del Consejo de Estado, Miguel Díaz-Canel, favorito para la sucesión.

El trabajo de Díaz-Canel en la formación de cuadros en el Partido Comunista le ha valido reconocimiento, sobre todo de Raúl Castro, quien lo ve como el cambio que permitirá la renovación, pero también la salvaguarda de la revolución. De hecho, el mismo primer vicepresidente se ha pronunciado por la “continuidad”.

Debido a que el secretario general del Partido Comunista es quien dirige al país, la función de gobernar recaerá en un miembro nuevo que nació tras el triunfo revolucionario. Díaz-Canel será el protagonista de “una renovación en términos de edad casi obligada, pero no deseada”, indicó el académico.

Los miembros históricos como Raúl Castro, Ramón Machado Ventura, Esteban Lazo, Ramiro Valdés y otros permanecerán en la cúpula, lo que significa que “no podemos esperar un gobierno autónomo respecto a las estructuras partidistas”, comentó Rodríguez Arechavaleta.

Según el profesor, con este cambio en el poder, el partido podría fortalecer sus mecanismos de control sobre las estructuras de los consejos de Estado y de Ministros y es probable que al interior se produzcan presiones y contraposiciones de intereses, pero dentro de un margen muy controlado.

La generación histórica podría aún concentrar el poder, conservar posiciones importantes, asumir cierta renuencia a la apertura del sistema y quizá permitir el paso a una nueva generación, pero “realmente la estructura es garantizar que el Partido monopolice el poder y controle el ejercicio de poder”, apuntó.

Jorge Duany, director del Instituto de Investigaciones Cubanas de la Universidad Internacional de Florida, estimó por separado que el modelo que Cuba seguirá de ahora en adelante es “tener un jefe oficial de Estado que va a compartir el poder con Raúl Castro, va a tener que consultarlo”.

Según la Constitución, el nuevo Presidente del Consejo de Estado, tendrá un mandato de cinco años y atribuciones de un jefe de Estado, como representar al país, recibir las cartas credenciales de los jefes de las misiones extranjeras, firmar decretos-leyes y otros acuerdos, así como disposiciones del Consejo de Ministros.

Además, desempeñará la Jefatura Suprema de todas las instituciones armadas y determinar su organización general, y presidirá el Consejo de Defensa Nacional.

Al frente del Consejo de Ministros, el nuevo líder propondrá a la Asamblea Nacional a los miembros que lo integrarán; dirigirá la política general, controlará las actividades de los ministerios y demás organismos centrales de la Administración.

Tendrá facultades para aceptar las renuncias de los miembros del Consejo de Ministros, y/o bien proponer a la Asamblea Nacional o al Consejo de Estado, según proceda, la sustitución de cualquiera de ellos; y otras como declarar el Estado de Emergencia en los casos previstos por la Constitución.

Responsive image
0:00
0:00

Parlamento propone a Díaz-Canel como sucesor de Raúl Castro

La Habana, 18 de abril/Notimex. La Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba (Parlamento) propuso al primer vicepresidente, Miguel Díaz-Canel, como el sucesor del presidente del país Raúl Castro, quien dejará el cargo tras dos mandatos de cinco años.

“La Comisión de Candidaturas Nacional (CCN) propone a Díaz-Canel como candidato a presidente del Consejo de Estado y del Consejo de Ministros de la República de Cuba a la recién constituida Asamblea Nacional del Poder Popular en su IX Legislatura”, reporto el diario Granma, órgano oficial del Partido Comunista.

Díaz-Canel, de 57 años, encabeza la propuesta de la Comisión de Candidaturas Nacional para la conformación del máximo órgano de gobierno del país, el Consejo de Estado, una candidatura que ahora será sometida a votación de la nueva Asamblea Nacional, aunque el resultado será dado a conocer mañana jueves.

Además de Díaz-Canel, han sido nominados como miembros del Consejo de Estado: Salvador Valdés Mesa como primer vicepresidente y como vicepresidentes Ramiro Valdés, Roberto Tomás Morales Ojeda, Gladys María Bejerano Portela, Inés María Chapman y Beatríz Jhonson.

Poco antes, Estebal Lazo Hernández fue reelecto por unanimidad como presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, así como Mari Machado como vicepresidenta y Miriam Brito Sarroca como secretaria del Parlamento.

Durante la sesión constitutiva, los 605 diputados elegidos en los comicios de marzo designan a los 31 miembros del Consejo de Estado, que está integrado por el nuevo presidente, el primer vicepresidente, los cinco vicepresidentes y un secretario, así como los otros 23 miembros del órgano que gobierna el país.

Responsive image
0:00
0:00

Inicia Parlamento histórica sesión para elegir a sucesor de Raúl Castro

La Habana, 18 de abril/Notimex. La Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba (Parlamento) comenzó la sesión constitutiva de su IX Legislatura para elegir al sucesor de Raúl Castro y demás miembros del Consejo de Estado, en una transición histórica tras casi 60 años de poder de los hermanos Castro.

La sesión comenzó con la lectura por parte de la presidenta de la Comisión Electoral Nacional, Alina Balseiro, de los diputados elegidos en las elecciones del pasado 11 de marzo, seguida de la entrada al recinto de Raúl Castro y del primer vicepresidente, Miguel Díaz-Canel, quienes fueron recibidos con un acalorado aplauso.

Enseguida, fue entonado el Himno Nacional y posteriormente los diputados juraron su cargo durante la sesión plenaria de dos días, que inició este miércoles a las 09:00 horas locales (13:00 GMT) en el Palacio de las Convenciones de La Habana, informó el diario estatal Granma.

Durante la histórica sesión constitutiva, los 605 diputados elegirán a los 31 miembros del Consejo de Estado, dentro de ellos el nuevo presidente, el primer vicepresidente, los cinco vicepresidentes y un secretario, así como los otros 23 miembros del órgano que gobierna el país.

Se espera que los nombres del nuevo presidente de la isla y los miembros del Consejo de Estado se conozcan mañana jueves, aunque uno de los principales candidatos a suceder a Raúl Castro es Miguel Díaz-Canel, quien no pertenece a la “generación histórica” encabezada por el fallecido Fidel Castro.

El nuevo mandatario de Cuba sustituirá a Raúl Castro, quien dejará el cargo tras dos mandatos de cinco años, pero seguirá siendo una figura relevante ya que se mantendrá hasta 2021 como el primer secretario del Partido Comunista, que controla todas las estructuras del poder.

La designación del sucesor de Castro coincidirá con el 57 aniversario de la victoria de Cuba en Bahía de Cochinos (Playa Girón), cuando fueron derrotadas las tropas anticastristas, preparadas y financiadas por Estados Unidos en 1961.

Responsive image
0:00
0:00

Según expertos, posible sucesor de Raúl Castro sería ‘figura decorativa’

Miami., 17 de abril/Notimex. Miguel Díaz-Canel, el funcionario cubano que más suena para ser el nuevo presidente de Cuba en sustitución de Raúl Castro, va a ser una “figura decorativa” a la sombra de Castro, afirmaron aquí expertos sobre el tema.

“Yo creo que si es él, va a poder hacer poco hasta que los históricos comandantes originales como Castro, Ramiro Valdéz y Machado Ventura desaparezcan”, dijo Andy Gómez director interino del Instituto de Estudio Cubanos y Cubanoamericanos (ICCAS) de la Universidad de Miami.

“Va a ser más una figura decorativa a la sombra de Rául Castro y va a poder hacer poco”, señaló el especialista sobre el proceso de elección del nuevo presidente en la isla caribeña que se inicia este miércoles, según se adelanta en Cuba.

Díaz-Canel, primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros de Cuba desde febrero de 2013, es el principal candidato a suceder a Raúl Castro de 86 años, quien anunció el año pasado que dejaría su cargo.

Este funcionario sería el primer presidente que no lleva el apellido Castro en casi seis décadas. No obstante, Raúl Castro seguirá como primer secretario del Partido Comunista de Cuba (PCC), hasta el próximo congreso de esta formación previsto para el año 2021.

“El modelo que seguirá Cuba a partir de esta semana es de un presidente, el jefe oficial de Estado pero que va a compartir el poder con Raúl Castro”, según Jorge Duany, Director del Instituto de Investigaciones Cubanas de la Universidad Internacional de Florida (FIU).

“Va a tener que compartir ese poder consultarlo (a Castro) y desarrollar esas fuentes de legitimidad, ya que él no es un líder histórico, es un personaje civil y no militar”, de acuerdo con el experto.

Díaz-Canel desde su juventud estuvo bastante involucrado en el proceso de la juventud comunista, estudió ingeniería y después dio clases en la Universidad de Villa Clara.

Duany comentó que para hacerlo más visible y demostrar su capacidad, el año pasado se filtró un video a la prensa donde mostraba a un Díaz-Canel poco conocido afirmando el continuismo de la línea dura, la eliminación de la disidencia y controlar más a los cuentapropistas.

“Esto fue para calmar un poco los ánimos de la elite dirigente cubana, preocupada por la posibilidad de que llegue al poder una persona de la que no se conocen sus ideas políticas, pero que se ha mantenido por su discreción, bondad y lealtad”, apuntó el experto.

“Es un tipo que ha estado muy preparado y lo han llevado poco a poco preparándolo para este cargo”, dijo Andy Gómez, al señalar que la tarea más importante que tendrá de llegar a la presidencia va a ser mejorar la economía cubana.

Ya que de las 300 reformas que introdujo Raúl Castro en el 2011, menos de un cuarto han sido implementadas.

“Una presidencia con Díaz-Canel va a ser algo muy distinto a lo que está acostumbrada Cuba durante las últimas seis décadas”, observó Duany.

“Que un Castro no sea el líder absoluto del gobierno, del partido y de las Fuerzas Armadas es algo inédito”, señaló el experto.

Responsive image
0:00
0:00

Raúl Castro: de la línea dura al cambio pacífico del poder

Verónica Rodríguez. México, 16 de abril/Notimex. Raúl Castro Ruz jugó un papel central en la historia de Cuba durante más de medio siglo al lado del líder de la Revolución, su hermano Fidel, a quien sucedió en 2008 en la Presidencia, al frente de la cual concretó la histórica renovación de las relaciones diplomáticas con Estados Unidos. Esta semana entregará el poder a un sucesor que no estuvo en la línea de fuego.

Raúl Modesto Castro Ruz nació el 03 de junio de 1931 en la localidad de Birán, provincia de Holguín, en el oriente de la isla caribeña. Estudió Ciencias Sociales en la Universidad de La Habana, pero no concluyó ya que entonces se involucró en un grupo juvenil comunista y se inició en actividades políticas.

En 1953, Raúl trabajó con Fidel para intentar derrocar el dictador cubano Fulgencio Batista, pero ambos terminaron en la cárcel después de un fallido asalto al Cuartel Moncada; fueron condenados a 15 años de prisión, pero en 1955 fueron indultados y liberados como parte de una amnistía para presos políticos.

Ese mismo año, se exiliaron en México donde planearon regresar a Cuba para intentar de nuevo derrocar a Batista. Durante ese tiempo Raúl había trabado amistad con el guerrillero Ernesto Che Guevara y que fue él quien presentó al argentino con Fidel.

Tras zarpar desde el oriental estado mexicano de Veracruz, a finales de 1956 el yate Granma con 82 insurgentes a bordo -entre quienes se encuentran Fidel, Raúl, el Che, Camilo y Juan Almeida, entre otros-, llegó a las costas orientales cubanas, pero de nueva cuenta fracasan y los sobrevivientes se retiran a la Sierra Maestra para reorganizarse.

Desde allí, los revolucionarios llevaron a cabo su guerra de guerrillas contra el dictador Batista, quien perdió el apoyo militar de Estados Unidos en 1958 y tras una serie de derrotas militares fue obligado a huir de la isla. Raúl Castro lideró un segundo frente en la Sierra Cristal, al norte de Santiago, lucha que condujo al triunfo de la Revolución Cubana en enero de 1959.

Después de que Batista huyó de la isla, Fidel Castro asumió el poder y Raúl pronto fue nombrado jefe las fuerzas armadas del país, cargo desde el cual ordenó la ejecución de decenas de oficiales militares del derrocado régimen, ganándose la reputación de comunista de línea dura.

Como segundo de Fidel, Raúl ocupó numerosos cargos en el gobierno, fue ministro de Defensa de 1959 hasta 2008, periodo durante el cual tuvo un papel clave en los acontecimientos que condujeron a la invasión de Playa Girón y la Crisis de los Misiles con Estados Unidos.

En 1962 fue nombrado viceprimer ministro y en 1972 se convirtió en primer viceministro. También se desempeñó como vicepresidente del Consejo de Estado y del Consejo de Ministros. Cuando el colapso de la Unión Soviética tuvo consecuencias económicas en Cuba, Raúl implementó reformas para ayudar al país a recuperarse.

Desde 1976, Raúl fue considerado como el sucesor natural de Fidel y en adelante comenzó a asumir más responsabilidades hasta que en 2006 asumió el poder interino y dos años más tarde fue elegido como el nuevo presidente de Cuba.

A pesar de su reputación comunista, puso en marcha numerosas reformas sociales, económicas y políticas, incluido el levantamiento de las restricciones sobre el comercio y los viajes de los ciudadanos cubanos, además de flexibilizar la posesión de teléfonos móviles y computadoras, así como el aumento de salarios.

Raúl dio inicio también a la apertura del país a la inversión extranjera, medidas todas que formaron parte de una ambiciosa iniciativa económica que incluía 300 reformas distintas, muchas de las cuales parecían ir en contra de las políticas económicas establecidas por su hermano como parte de la Revolución Cubana.

Permitió que las tierras del Estado que no eran utilizadas, pasaran a manos de agricultores privados y cooperativas en un intento por aumentar la producción nacional de alimentos.

En 2011, Raúl también instituyó un límite de dos mandatos para el cargo de presidente, cada uno de cinco años, por lo que cuando fue reelegido en 2013 anunció sus planes de dejar la política al final de ese segundo mandato.

En diciembre de 2013, Raúl y el entonces presidente estadunidense Barack Obama se dieron la mano después de un servicio en memoria del expresidente de Sudáfrica, Nelson Mandela, mostrando que décadas de tensiones políticas entre Estados Unidos y Cuba iban a la baja.

Justo un año después, ambos anunciaron que trabajaban para normalizar las relaciones diplomáticas, lo que se concretó con la reapertura de la embajada de Cuba en Washington en julio de 2015, por primera vez en 54 años, y al mes siguiente una misión estadunidense fue restablecida en La Habana.

Sin embargo, pese al acercamiento con Estados Unidos, el embargo comercial en vigor desde principios de 1960, tras el triunfo de la revolución, se mantiene hasta la fecha.

El 25 de noviembre de 2016, Castro anunció en la televisión estatal cubana la muerte de su hermano Fidel a la edad de 90 años y terminó su mensaje con una consigna revolucionaria: Hasta la victoria, siempre.

Raúl se casó en enero de 1959 Vilma Espín, una mujer que formaba parte de la revolución y que actuó como mensajera para los Castro cuando fueron exiliados en México. Estuvieron juntos hasta la muerte de ella en 2007. Procrearon a tres hijas y un hijo.

Responsive image
0:00
0:00

Parlamento adelanta sesión para elegir a sucesor de Raúl Castro

La Habana, 16 de abril/Notimex. La Asamblea Nacional del Poder Popular (Parlamento) de Cuba adelantó para el próximo miércoles 18 de abril su sesión, prevista originalmente para el día 19, con el propósito de elegir al presidente que sustituirá a Raúl Castro.

El Consejo de Estado de la República de Cuba, en uso de sus facultades que le están conferidas, acordó dar inicio a la Sesión Constitutiva de la IX Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular el miércoles 18 de abril de 2018, a las 09:00 de la mañana en el Palacio de las Convenciones de La Habana.

“Esta decisión se adopta para facilitar el desarrollo de los pasos que requiere una sesión de tal trascendencia”, según medios locales, entre ellos el diario Granma.

En la Sesión Constitutiva los 605 diputados electos en las elecciones del pasado 11 de marzo jurarán su cargo y elegirán a los 31 miembros del Consejo de Estado, dentro de ellos el nuevo presidente, primer vicepresidente, cinco vicepresidentes y un secretario.

Uno de los principales candidatos a suceder a Raúl Castro, quien anunció el año pasado que dejaría su cargo, es el actual primer vicepresidente, Miguel Díaz-Canel, quien no pertenece a la “generación histórica” encabezada por el fallecido líder Fidel Castro.

Responsive image
0:00
0:00

Dinastía Castro llega a su fin tras 59 años en el poder

Cuba, 15 de abril/Notimex. En los próximos días tendrá lugar un hecho histórico en Cuba, cuando por primera vez en casi seis décadas la familia Castro ceda el poder, de manera pacífica, y abra paso a nuevos dirigentes que ni siquiera habían nacido al triunfo de la revolución en 1959.

Durante la semana, la Asamblea Nacional elegirá a los 31 integrantes del Consejo de Estado, dentro de ellos al nuevo presidente, al primer vicepresidente, cinco vicepresidentes y un secretario, en medio de gran expectación porque el nuevo gobernante no llevará el apellido ni la sangre de los Castro.

Las decisiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular se darán tras sucesivos gobiernos de la conocida “generación histórica” de la revolución, primero con el fallecido líder Fidel Castro al mando y luego con su hermano Raúl que resolvió entregar el poder este 19 de abril.

Procedente de una familia de hacendados gallegos, Fidel Alejandro Castro Ruiz, más conocido como Fidel Castro, nació el 13 de agosto de 1926 en Birán, en la provincia de Holguín, en el este de la isla de Cuba, donde estudió derecho en la Universidad de La Habana y se doctoró en 1950, según su biografía oficial.

Se inició en la vida pública como político opositor, pues su ideología izquierdista le llevó a participar desde muy joven en actividades revolucionarias, como la sublevación contra la dictadura de Rafael Leónidas Trujillo en Santo Domingo (1947).

Fidel militó en el Partido del Pueblo Cubano y fue de los primeros en denunciar el carácter reaccionario e ilegítimo del régimen de facto establecido tras el golpe de Estado de Fulgencio Batista, el 10 de marzo de 1952.

El 26 de julio de 1953, a sus casi 27 años de edad, Fidel lideró una revuelta contra el régimen de Batista, al irrumpir en el Cuartel Moncada en la ciudad de Santiago de Cuba para tomarlo. El intento fracasó y Castro fue detenido, enjuiciado y condenado a 15 años de prisión, junto con otros insurgentes.

En el juicio, el joven abogado asumió su propia defensa pronunciando el alegato conocido como “la historia me absolverá”, en el que esbozaba el programa de la revolución en ciernes.

Tras casi dos años en prisión, Fidel fue liberado gracias a una amnistía general en mayo de 1955 y meses después se exilió en México, desde donde continuó planeando la insurrección armada.

En diciembre de 1956, Fidel regresó a Cuba con el objetivo de invadir la isla junto con varios guerrilleros, entre ellos Ernesto “Che” Guevara, Juan Almeira y otros militantes del Movimiento 26 de Julio, pero la intención vuelve a fracasar.

Entonces, los guerrilleros comienzan en la Sierra Maestra una guerra de guerrillas contra el régimen de Fulgencio Batista Zaldívar, quien finalmente huye tras ser derrotado por Castro con lo que la Revolución Cubana triunfa, el 1 de enero de 1959. Fidel y los demás insurgentes entran victoriosos a La Habana el 8 de enero.

El 3 de enero de 1959, el nuevo presidente cubano, Manuel Urrutia, nombró a Fidel Castro comandante en jefe de las Fuerzas Armas y el 13 de febrero de ese mismo año fue designado como primer ministro del país y éste a su vez declaró a su hermano Raúl como su segundo y al “Che” Guevara como tercero.

El 2 de diciembre de 1976, Castro fue electo presidente de los Consejos de Estado y de Ministros de la República de Cuba, puesto que ocupó hasta su renuncia por problemas de salud el 24 de febrero de 2008, aunque mantuvo su cargo de primer secretario del Partido Comunista desde 1965 hasta 2011.

Entonces, su hermano Raúl, quien le había sustituido interinamente debido a sus problemas de salud, fue elegido por la Asamblea Nacional del Poder Popular como el nuevo jefe de Estado, convirtiéndose en el vigésimo tercer presidente de Cuba.

Raúl, militar, político y hermano menor de Fidel Castro, también combatió contra la dictadura de Fulgencio Batista entre 1956 y 1959 y tras el triunfo de la Revolución, se dedicó a dirigir las Fuerzas Armadas de Cuba como ministro hasta 2008.

En 1953, cuando tenía 22 años de edad, Raúl se unió al movimiento dirigido por su hermano Fidel dentro del Partido Ortodoxo, que luchaba contra la dictadura de Batista y participó en el fracasado asalto al Cuartel Moncada, considerado como la gesta inicial de la revolución.

Tras el fracaso del asalto, Raúl fue apresado y condenado a 13 años de prisión, pero también fue liberado en mayo de 1955 gracias a la amnistía general, por lo que se trasladó a México, donde ayudó a su hermano a captar adeptos y a organizar el movimiento insurreccional.

Tras un periodo de adiestramiento militar en las afueras de la Ciudad de México, el 25 de noviembre de 1956, Raúl, Fidel y 82 de sus camaradas zarparon a bordo del yate Granma hacia Cuba con el objetivo de iniciar la revolución. A su llegada a la provincia de Oriente fueron repelidos y la mayoría de los insurgentes resultan muertos.

Los hermanos Castro y otros 10 de sus compañeros, entre ellos el “Che” Guevara y Camilo Cienfuegos, lograron huir y refugiarse en la Sierra Maestra para comenzar la lucha que los conduciría a la toma del poder.

Tras el triunfo de la revolución, Raúl ocupó cargos de alta responsabilidad en el Ejército y en el gobierno hasta quedar situado, desde 1976, como el sucesor natural de Fidel Castro.

Raúl, quien anunció la muerte del líder histórico de la revolución el 25 de noviembre de 2016, dejará la Presidencia el 19 de abril, tras dos mandatos de cinco años, pero seguirá siendo una figura relevante ya que se mantendrá hasta el 2021 como primer secretario del Partido Comunista.

Responsive image
0:00
0:00