25 asaltos diarios en Veracruz

Juan David Castilla Arcos. Xalapa, Ver., 04 de febrero de 2018. Una peluca rubia y otra rizada portan los delincuentes. Usan pistolas para intimidar, amenazar y amedrentar a los encargados de negocios. Su objetivo: saquear las cajas registradoras.

Su más reciente atraco fue en enero. Robaron una pastelería de la avenida Orizaba, una zona de alta circulación vehicular, donde los policías rara vez son vistos.

La Policía Estatal no ha podido detenerlos. Los asaltos a mano armado continúan, pero se desconoce si se trata de los mismos sujetos que han robado en otros puntos de la ciudad.

Javier Morales y su jefe directo lograron frustrar dos asaltos. Sirvieron sus conocimientos en materia de seguridad y autoprotección. Pocas veces ha sucedido eso.

Fue necesario forcejear. Los encargados de la tienda pudieron mandar una alerta a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Autoridades de esa dependencia estatal han recomendado a las cámaras empresariales que coloquen un tipo de botón de pánico en sus negocios, enlazado al Centro Estatal de Control, Comando, Comunicaciones y Cómputo (C4).

Se buscaba que en caso de un robo o asalto los elementos de seguridad arribaran al lugar de los hechos en menor tiempo para atrapar a los delincuentes en flagrancia y, posteriormente, trasladarlos a la cárcel.

Javier es un joven, menor a 28 años, que ha tenido que lidiar con la ola de inseguridad, registrada no sólo en Xalapa y el estado, sino en todo el país.

El negocio donde labora ha sido asaltado varias veces. La situación ha sido reportada a los números de emergencia 911 y 066; sin embargo, esos eventos, persisten.

Las corporaciones policiacas no se dan abasto. Persiguen el delito en toda la ciudad. Pero la incidencia ha incrementado en los últimos años.

El gobierno ha creado políticas públicas que han logrado frenar la violencia por momentos. Actualmente, en Veracruz, el problema es grave.

MÁS DE 9 MIL ROBOS VIOLENTOS

Las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) son claras. En la entidad, ocurrieron 9 mil 113 robos con violencia, durante el año pasado.

El año 2017 fue uno de los más devastadores para el sector empresarial. Según cifras oficiales, 3 mil 190 establecimientos fueron asaltados. Los ladrones fueron violentos para concretar su objetivo.

Para Veracruz, enero fue el mes en el cual se registraron más robos con violencia en negocios. Sucedieron 384.

Mientras que en otros estados de la República, como Yucatán y Nayarit, solo se contabilizaron cinco y 27 casos, respectivamente, durante los 365 días del año pasado.

Se sabe que 980 casos en esta entidad fueron sin violencia; sin embargo, los propietarios de cada negocio registraron pérdidas económicas.

El SESNSP depende de la Secretaría de Gobernación (Segob) y recibe información de todas las procuradurías y fiscalías del país para elaborar los informes de Incidencia Delictiva del Fuero Común.

Los casos fueron contabilizados mediante las averiguaciones previas o carpetas de investigación iniciadas o reportadas por Fiscalía General del Estado (FGE), a cargo de Jorge Winckler Ortiz.

A nivel nacional se registraron 232 mil 269 robos con violencia. De los cuales, 41 mil 399 fueron a negocios.

Sin violencia, ocurrieron 51 mil 935 robos a establecimientos de distintos giros en todo el país.

En 2016, hubo solo 5 mil 402 robos con violencia en la entidad veracruzana. De ellos, mil 124 fueron a negocios.

Lo anterior, exhibe que la cifra casi se triplicó de un año a otro, pese a las políticas aplicadas en materia de seguridad.

LLEGA POLICÍA MILITAR

El pasado sábado 13 de enero fueron hallados nueve cuerpos desmembrados al interior de una camioneta que se encontraba en la calle Lomas del Tejar, cerca de la avenida Murillo Vidal.

Junto a los restos humanos, se leía el narcomensaje: “Esto va para ti director de operaciones de la SSP aquí en Xalapa, Gerardo Guzmán, esto es por no respetar el acuerdo que teníamos. Vamos por ti. 35z, más unidos que nunca, la raza se respeta”.

A raíz de lo anterior, diez días después, elementos de la Policía Militar ingresaron a la capital del estado para incrementar la vigilancia.

Se trataba de unos 60 policías de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena), quienes anduvieron paseándose en el primer cuadro de la ciudad, para ser vistos. Hasta permitieron que reporteros gráficos documentaran su presencia.

Los policías militares trabajarían de manera coordinada con la Policía Estatal y la Fuerza Civil, ambas corporaciones de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), a cargo de Jaime Téllez Marie.

Se observaron al menos seis patrullas de la Policía Militar, donde viajaban elementos con armas largas. Otros de ellos caminaron en bajos de Palacio de Gobierno y Palacio Municipal, así como en el parque Benito Juárez.

Mientras la zona era monitoreada con un drone color negro, mismo que generaba incertidumbre en la ciudadanía.

El gobernador del estado, Miguel Ángel Yunes Linares, había anunciado que ingresarían fuerzas federales a la entidad, para ejecutar acciones coordinadas que permitieran garantizar la seguridad de los ciudadanos.

Además de que se colocarían ocho retenes para controlar el ingreso de vehículos sospechosos a la capital veracruzana.

FOTOS DE DELINCUENTES

Pese a lo anterior, los asaltos a mano armada persisten en zonas cercanas al centro de Xalapa, como la avenida Orizaba.

Ocurrieron más de cinco robos con violencia a negocios solo durante el mes de enero. Los empleados temen por su seguridad.

Tiendas de conveniencia, pastelerías, estéticas, restaurantes y hasta bares han sido robados en los últimos días.

Incluso, en una tienda «Fasti» de la zona se observan fotografías de las personas que asaltaron o han intentado robar en el establecimiento.

«Es necesaria vigilancia en esta zona, no tanto que estén en el centro nada más, como la Gendarmería, que siempre está en el centro y no en las calles donde realmente se necesita».

Las patrullas de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), a cargo de Jaime Téllez Marie, solo se observan dos veces al día.

Los sujetos ingresan con pistolas a los establecimientos y exigen a las cajeras que entreguen el dinero.

«No tiene mucho que se metieron a Búfalo (restaurante de hamburguesas y hot dogs), dicen que eran cinco, pero dos iban armados», relata el entrevistado.

En la pastelería «La Toga», los delincuentes portaban pelucas para evitar ser identificados, en caso de que existieran videocámaras de vigilancia.

También han sido asaltadas las tiendas de conveniencia que se encuentran en las inmediaciones de la Central del Honorable Cuerpo de Bomberos de Xalapa, ubicada en la calle Ernesto Ortiz Medina número 5, colonia Obrero Campesina.

«Al bar Venegas Sport se metieron en la madrugada y se robaron pantallas y botellas de licor», relatan los encargados de las tiendas.

CARENCIAS AGRAVAN DELINCUENCIA

El economista e investigador de la Universidad Veracruzana (UV), Rafael Arias Hernández, ya ha declaradas varias veces que la delincuencia y otros problemas sociales han empeorado, debido a que las familias enfrentan diversas carencias financieras.

Sin embargo. los precios de los combustibles y de la canasta básica continúan en aumento, lo que dificulta el sustento diario de las personas.

A juicio del especialista, también ha crecido el desempleo, la pobreza y la pobreza extrema.

El encarecimiento de la tortilla, unos de los alimentos principales de los mexicanos, generaría más «hambruna».

«Provocará más pobreza extrema lo que equivale a que se incrementa el número de hambrientos, porque esa es la palabra. La pobreza extrema se refiere a la gente que no tiene acceso ni a los alimentos, es decir, la gente que tiene hambre. La población hambrienta va a aumentar».

Además, los aumentos salariales son mínimos y los precios de diversos productos como el huevo, la harina, azúcar y hasta las frutas continúan creciendo.

«Desde luego que el incremento de la tortilla pone más en riesgo el tema del acceso a la alimentación de muchos veracruzanos y muchos mexicanos en general. En veracruz gracias a que no hay estrategia ni política económica, y a que la estrategia de desarrollo sociales está enfocada al ámbito electoral, así que en Veracruz van a aumentar los pobres», apuntó.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba