Durante pandemia, lo más importante es sentirnos apoyados: alumna UV

Redacción/Xalapa. Aunque la contingencia sanitaria por el brote de coronavirus (Covid-19) tomó al mundo por sorpresa, es posible aprender de la situación, siempre y cuando se mantenga la calma y la esperanza, opinó Isamar Flores Montiel, alumna de la Licenciatura en Diseño de la Comunicación Visual en la Facultad de Artes Plásticas de la Universidad Veracruzana (UV). 

La universitaria actualmente reside en Colombia al ser beneficiaria del Programa de Movilidad (Promuv), que facilitó el testimonio de la joven, quien cursa estudios en la Pontificia Universidad Javeriana de Cali, ubicada en dicha ciudad. 

Explicó que en los noticieros dijeron que el 26 de febrero ingresó el primer caso de coronavirus a Colombia, y “aunque no era algo esperado ya estaban preparados para dar seguimiento al caso; en los centros comerciales, escuelas y transporte público se comenzaron a tomar medidas de prevención para evitar que se propagara el contagio, tales como el uso de gel antibacterial, información sobre el lavado correcto de manos, usar cubrebocas en caso de presentar síntomas y evitar salir a lugares concurridos”. 

Relató que la Pontificia Universidad Javeriana suspendió clases del 16 a 21 de marzo con el propósito de migrar todas las clases a la plataforma institucional y mantener en contacto a los estudiantes y profesores; tal medida se ha hecho efectiva y a partir del 24 del mismo mes se imparten las clases por medio de videollamadas y clases grabadas, así como la implementación de asesorías, atención psicológica e interacción por medio de redes sociales para mantener a la comunidad universitaria informada respecto al tema de las clases y la situación del coronavirus. 

Para continuar con su formación, Flores Montiel realiza cada actividad escolar que le han solicitado; “he continuado estudiando con el material que los profesores nos proporcionaron y de igual manera he estado investigando y buscando la manera de mantenerme ocupada con temas de mi interés y de mi carrera profesional”, agregó. 

El contacto con su familia en México lo mantiene por medio de videollamadas y a través de redes sociales. “Más allá de saludarlos y contarnos muchas cosas, también los mantengo comunicados de lo que está sucediendo y las decisiones que he tomado respecto a mi estancia aquí”. 

En cuanto al contacto con la comunidad universitaria y la Coordinación de Movilidad Estudiantil de la UV, expresó: “Ha sido suficiente para saber que cuento con ellos en todo momento, que muchos esperan mi regreso y que pese a las adversidades lo más importante de estar en otro lugar es que podamos sentirnos apoyados y seguros de que tenemos un lugar al cual volver”. 

Para su cuidado personal, destacó las acciones que ha realizado ante la contingencia: “Primero conservar la calma, también he seguido las recomendaciones de lavarme frecuentemente las manos, llamé a mi seguro médico por ciertos síntomas de gripe, avisé a la Embajada Mexicana en Colombia que me encuentro en este país y he estado pendiente de toda la información sobre el tema de coronavirus pues, aunque no soy de este país, vivo en él; asimismo, respeto cada decisión de las autoridades colombianas”. 

Isamar Flores compartió su opinión respecto a la pandemia y cómo superarla, reconoció que “es un momento difícil, jamás nos van a preparar para saber cómo vivir ante este tipo de cosas, pero podemos aprender. Hay que guardar la calma y mantener la esperanza de que nosotros podemos contribuir a que esto mejore. Lo mejor que podemos hacer es mantenernos informados, investigar y buscar fuentes fidedignas que nos ayuden a saber cómo está la situación y qué podemos hacer, seguir indicaciones y saber que las recomendaciones de salud que hoy día nos hacen son por nuestro bien. 

”De igual manera para todos, es tiempo para ser empáticos con los demás pues no solamente estamos enfrentando una pandemia, también se han detenido nuestras vidas y nos ha dado el tiempo que muchas veces nos falta; acérquense a sus seres queridos y apoyen a quien más lo necesite, hoy más que nunca necesitamos de los demás.” 

La estudiante subrayó que ha sido una experiencia de gran impacto en su vida pues como muchos de sus compañeros ya no sólo toman decisiones respecto a vivir solos, sobre la escuela o sobre su crecimiento personal, sino que también la responsabilidad que tienen como residentes en otro país, como integrantes de una familia que no se encuentra cerca y como seres que contribuyen al mundo. 

“Ha sido un momento sumamente reflexivo y de decisiones, pero aún con todos los acontecimientos, el apoyo de mis amigos, familia y seres queridos ha hecho que esta situación no sea difícil ni pesada aun estando tan lejos de ellos”, aseguró la joven. 

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar