‘La sombra de Juan Gabriel’ aparece en Plaza de Armas

Aura Denise Fuentes. Enviada. Saltillo, 24 de julio/Notimex. La música de El Divo de Juárez se apoderó del escenario en la Plaza de Armas con la presentación de Ramón Alberto, considerado como la auténtica y original sombra de Juan Gabriel, en un tributo al gran artista titulado De un amor eterno.

Buenos días a la vida fue uno de los temas que despertó a los saltillenses, seguidos de Insensible, He venido a pedirte perdón y Juro que no volveré, que el doble de Juanga, como era conocido el fallecido cantante, interpretó luciendo un traje blanco con un chaleco rojo brilloso.

En Contacto (out of page)

Para el tema Inocente pobre amiga una charro y una china poblana escenificaron una discusión amorosa de pareja al ritmo de la música, mientras la gente coreaba con sentimiento las canciones más llegadoras de Juan Gabriel en este homenaje que contó con 12 músicos, orquesta y coros.

“Cómo se grita en Saltillo, cómo se aplaude en Saltillo”, llamó al público mientras cantaba En la frontera y siguió con A mi guitarra para lo cual bajó del escenario, cruzó las vallas y se acercó a la multitud para que lo acompañaran a bailar y cantar.

Juanga invitó a la gente al Noa Noa tema con el que atravesó toda la Plaza de Armas mientras el público emocionado no dejaba de aplaudir ni tomar fotografías del doble de su ídolo; tras lo cual regresó al escenario un poco agitado.

“Esto de verdad en serio cansa, pero no hay nada más hermoso y más formidable que estar con ustedes, que cantar y bailar, los quiero mucho, que viva Saltillo, y muchas gracias al Instituto de Cultura Municipal de Saltillo y al licenciado Iván Márquez por la invitación”, externo.

Luego de interpretar Que sea mi condena y dar la introducción del tema El principio, el escenario se llenó de los integrantes del Mariachi San Juan y tres parejas del Ballet Folclórico Alegría Mexicana, se encargaron de zapatear las canciones más mexicanas, mientras Juanga se fue a cambiar de ropa.

Ataviado con un traje negro y un rebozo rojo a modo de bufanda regresó al escenario para asegurar Te voy a olvidar, Se me olvidó otra vez, Te sigo amando, y para el tema Amor eterno, indicó que era dedicado a su autor, Alberto Aguilera Valadez, para quien pidió un aplauso que se escuchara hasta el cielo.

Siguieron los temas Por qué me haces llorar, el cual acompañó con tequila, Hasta que te conocí, y antes del tema Querida pidió que todos encendieran sus celulares para alumbrar, acción que Ramón Alberto grabó con su teléfono pues aseguró que era un recuerdo de Saltillo que llevaría a todos lados.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba