Preocupa a Consejo de Seguridad de ONU violencia en Colombia

Bogotá, 12 de octubre/Notimex. El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas expresó su preocupación por la inseguridad, tráfico de drogas y violencia que se vive en Colombia, después de la firma del acuerdo de paz con las desmovilizadas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en 2016.

Sin embargo, el organismo en una declaración pública reafirmó “su compromiso de trabajar con Colombia bajo la nueva administración, para renovar el impulso detrás de la implementación del acuerdo de paz”.

Los miembros del Consejo de Seguridad reafirmaron su “seria preocupación en torno a la inseguridad, el tráfico de drogas y la violencia que continúan en ciertas zonas afectadas por el conflicto, incluyendo un patrón persistente de asesinatos de líderes comunitarios y sociales”.

Reiteraron “su completo y unánime apoyo al proceso de paz en Colombia”, y dieron la bienvenida a los “prometedores pasos iniciales del gobierno del presidente Iván Duque, incluyendo el nombramiento de funcionarios clave y la reanudación del trabajo de la comisión para el seguimiento, la promoción y la verificación del acuerdo final”.

Acogieron con beneplácito la determinación de la nueva administración de Duque de enfrentar estos temas, como lo evidenció la adopción del 23 de agosto del Pacto por la Vida y la Protección de Líderes Sociales y Defensores de los Derechos Humanos, pero están a la expectativa de la implementación de dichas medidas.

Los miembros del Consejo de Seguridad reiteraron la importancia de la plena reincorporación política, legal y socioeconómica de los exmiembros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo, y subrayaron la necesidad de que ambas partes cumplan con sus compromisos.

Expresaron preocupación frente al paso actual del proceso de reincorporación, así como frente a los asesinatos de exmiembros de las FARC.

Enfatizaron la necesidad de medidas rápidas para promover oportunidades socioeconómicas y cumplir con las garantías legales y de seguridad acordadas para los exmiembros de las FARC de manera a reforzar su confianza en el proceso de paz.

Los miembros del Consejo de Seguridad resaltaron la importancia de la labor de la Jurisdicción Especial para la Paz, una institución central del proceso de paz que brinda garantías a las víctimas, así como a los participantes en el conflicto, y de otros procesos de justicia transicional.

Recalcaron que la independencia y la autonomía de la Jurisdicción Especial para la Paz deben ser plenamente respetadas.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Cerrar