Uso de computadoras y celulares, el gran enemigo de la vista

[adrotate group="2"]

Yhadira Paredes. Xalapa. De acuerdo a la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), el teléfono celular se ha convertido en una herramienta de comunicación, útil en el trabajo, en la escuela o para el entretenimiento, pero en muchas ocasiones no se usa de manera responsable.

Y es que, de acuerdo a la Profeco, una persona pasa, en promedio, alrededor de ocho horas diarias al celular y la pantalla puede afectar los ojos, principalmente la retina y la emisión de luz que a largo plazo provoca degeneración macular, además de resequedad en el ojo debido a la reducción del parpadeo.

Al respecto, la Oftalmóloga adscrita a la Clínica 11 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Ruth Noemí León Alonso confirma este daño a los ojos por pasar largas horas frente al celular, así como a la computadora y la tableta.

“Afecta en materia visual porque puede exacerbar ciertos síntomas de las personas que padecen resequedad ocular, un padecimiento muy frecuente. El hecho de estar mucho tiempo frente a los monitores, celulares o tabletas puede ocasionar molestias como sensación de cuerpo extraño, enrojecimiento de ojos, cansancio, dolor de cabeza, visión borrosa después de un rato de estar expuesto a las pantallas y a las luces”.

La médico especialista, cuestionada en torno a si ha aumentado el número de pacientes con este tipo de molestias por el uso de aparatos de comunicación, confirmó que sí.

“Esos son síntomas que vemos casi todos los días en un gran número de pacientes que atendemos aquí a diario, ellos mismos nos refieren que tienen estas molestias después de un buen tiempo que han estado ocupando la computadora, el celular”.

Comenta que los mismos pacientes identifican que estas molestias se desencadenan después del uso de pantallas.

Sin embargo, rechazó que el uso de pantallas o monitores derive en un aumento de dioptrías en personas que ya usan lentes.

“Pero sí se ha visto que en los últimos años es cada vez más frecuente que niños pequeños presenten estos síntomas, porque desde muy corta edad están expuestos al celular, a las tabletas para ver películas, videos, porque están haciendo un esfuerzo visual en distancias cortas y cada vez hacen menos actividades al aire libre y están muy expuestos a las pantallas”.

En ese sentido, insistió que se ha notado un incremento de niños pequeños que tienen defectos refroactivos como la miopía, incluso hay niños desde los 4 o 5 años ya son miopes, aunque antes eran más grandes. 

León Alonso recordó que no está recomendado que niños menores de dos años de edad se expongan a las pantallas de tabletas o celulares y en mayores de dos años se haga por periodos cortos de tiempo y no exponerse durante horas a la pantalla.

 “Una hora por mucho y no a distancias muy cortas, y en las personas adultas, tienen la necesidad de estar frente a pantallas por cuestiones laborales, a ellas se les recomienda ir haciendo pausas, cada 40 minutos, que se alejen del monitor, se distraigan por unos minutos para volver a su trabajo”.

La Oftalmologa del IMSS no aprobó la compra de lentes en supermercados, pues dijo no se puede garantizar que sea compatible con la necesidad del usuario y con micas de dudosa calidad, por lo que recomendó acudir a su médico.

“Lo ideal es que cada persona acuda a hacerse la revisión de la graduación y que usen material de los lentes más convenientes de acuerdo a sus necesidades. (El uso de micas antireflejantes) sí funcionan pero hay otras cosas que debemos considerar como es lubricar los ojos y hacer separaciones intermitentes”. Finalmente, el llamado, dijo, es acudir a su médico especialista para que analice la situación de sus ojos y reciba la atención adecuada.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar